Selección de idioma

El adulterio y otros temas del feminismo en España

6 marzo, 2017 a las 12:51/ por
captura de No se os puede dejar solos

No fue hasta 1978* que el adulterio dejó de ser delito en España. Delito de una mujer, porque ¿a que no parece que tuviese mucho sentido juzgar a un hombre por adulterio? En 1976 se juzgó a Inmaculada Benito, que corría el peligro de terminar en la cárcel por serlo, acusada por su marido cuando ella tenía 21 años. Al final fue absuelto por la presión del movimiento feminista, como se puede consultar en El País de 1976 que está online.En la carta que se escribió al Ministerio de Justicia (antes de la Constitución, algo más terrorífico que ahora), se hablaba de lo urgente de cambiar un marco legal en el que

«mientras admite como normal las relaciones extraconyugales esporádicas en el hombre, por el mismo hecho, castiga severísimamene a la mujer con una pena que puede llegar hasta los seis años de prisión”

Se suele olvidar al hablar de feminismos y nuestro país que nuestro recorrido fue diferente a la evolución de la situación de las mujeres en el resto de Europa y EEUU. A veces se olvida que la realidad fue muy diferente en Portugal, España e Italia (de ahí lo afortunado de Intimate al estudiar esos tres países). Lo diferente en esos tres países no es que pasasen una larga dictadura totalitaria militar (Salazar, Franco y Mussolini), ni que el catolicismo estuviese muy presente, sino que en los tres países se aliaron para determinar cual era la vida privada y pública moralmente correcta. En los tres países el Estado se ahorró una cantidad inmensa de recursos en el cuidado de menores y de personas enfermas o las más mayores al encargar de eso a las mujeres, consiguiendo a la vez que estuviesen ocupadas sin poder salir de casa (cuando no está mal alguien, ha nacido un bebé o alguien está muy mayor, sumado a las tareas caseras). Y se construyó esa idea de la buena madre como único proyecto para las “mujeres de bien”. De ahí vienen situaciones actuales en que creemos estar en el mismo punto que el resto de occidente… cuando no, partimos de una situación todavía más atrasada, más conservadora, más moralista, más desigual.

Destaco el tema del adulterio porque tiene una importancia fundamental, cuando hablamos de sexualidades no convencionales, las ideas que existen en torno a cómo es la vida sexual de cada cual, dependiendo de cómo se te educa. Dada lo particular que es la historia del feminismo en nuestros país, puede venir bien uno de los documentales que hay sobre el feminismo en la transición española, “Una transición en femenino”.

 

2013 – Una transición en femenino from Universidad de Zaragoza on Vimeo.

 

Para quien quiera bucear más en la transición española, siempre recomiendo el documental “Después de…”, rodado a finales de 1979 y 1980, antes de que se fuese construyendo una visión edulcorada de la transición, la que se ve en la serie Cuéntame. Una pena que no está sincronizado perfectamente el sonido con la imagen, pero es que cuesta encontrarlo online… ya podría comprarse con fondos públicos y ponerlo a disposición de todo el mundo. La parte dedicada al feminismo se puede ver a partir del minuto 41 de la primera parte.

Después de…
Primera parte: No se os puede dejar solos.
Segunda parte: Atado y bien atado.

 

 

*Menos mal que lo consulto, porque ayer en el “Sexo Oral” dije que el último fue en 1985, error mío.

2 Comentarios a “El adulterio y otros temas del feminismo en España”

  1. Perico Palotes dice:

    ¿El hombre que quisiera cuidar a sus familiares podía hacerlo?

  2. Recordemos que tras la supresión franquista de la Constitución de 1931, por la que se consagraba la igualdad de derechos entre géneros, el art. 57 del Fuero “del Trabajo” de 1938 obligaba al marido a “proteger a la mujer y ésta obedecer al marido”, hasta el punto de que el Código Penal de 1944, al sustituir al repúblicano, restauró el delito de “uxoricidio por causa de honor”, y que estuvo vigente hasta 1961.

    El uxoricidio era una tipificación atenuada del homicidio. En su virtud, la pena al marido o padre por matar a su esposa o hija era menor a la impuesta por homicio o asesinato si la causa era el adulterio. Ojo: no al revés. Si la madre o la esposa sorprendía a su hijo o marido siendo infiel y lo mataba, se le aplicaba la tipificación del homicidio sin atenuarse la pena.

    Del mismo modo, ese Código Penal tipificada de modo “peculiar” el delito de adulterio. Éste se se comete por la esposa infiel y el hombre con el que lo es aunque sea un hecho puntual (curioso: no estaba previsto delito en caso de infidelidad lésbica, hasta este punto llega la invisibilización). En el caso del marido cruel, sólo en el caso de que la infidelidad sea con amante estable, como “delito continuado”.

Dejar una respuesta

Mensaje:

logo_lateral
 

Archivo