Selección de idioma

El origen de muchos de nuestros problemas (III)

7 enero, 2009 a las 7:00/ por


Sade

Problema 3. ¿Tienen lxs dominantes algo que ver con el Marqués de Sade?
¿Inventó Sade el término sadismo? ¿Y Sacher-Masoch el de masoquismo? Desde luego, vaya egos más descomunales si hubiese sido así, ¿no?.

No. De nuevo, nuestro amigo Krafft-Ebing es el responsable. En su libro Psycopathia Sexualis acuñó el termino “masoquismo”.

“Las definiciones de sadismo y masoquismo se han modificado constantemente desde que fueron introducidas por el psiquiatra austríaco Richard Freiherr von Krafft-Ebing en el siglo XIX”.

Sacher-Masoch

Nuestro amigo Krafft-Ebing añadió esos términos a los expuestos por Heinrich Kaan en su “Psycopathia Sexualis”, del mismo nombre que la obra de Krafft-Ebing. La de Kaan fue publicada 40 años antes, en 1844. Según pone por ahí, “Kaan describe sistemáticamente las aberraciones sexuales marcando el camino para las conductas sexuales descritas a finales del siglo XIX y principios del XX. Por otro lado, Kaan continua la discusión sobre los graves efectos de la masturbación.”

5 Comentarios a “El origen de muchos de nuestros problemas (III)”

  1. Dantonmaltes dice:

    A mí siempre me ha parecido una desgracia que el término sadismo se origine en los famosos escritos del marqués. Lo que aparece en sus libros es, ante todo, situaciones de abuso dde poder de ricos -nobles, burgueses o curas- sobre mujeres pobres y sin amparo social. Lo suyo es un catálogo escalofriante de violencia de género y una denunacia de la opresión de una clase sobre otra. Lo del sexo es secundario pero, desgraciadamente, es en lo que más se fija la gente. En eso sade fue un maestro del márketing porque utilizó el sexo como anzuelo para llamar la atención sobre los abusos de poder.
    Por supuesto que la literatura de Sade es lo contrario del “sano, seguro y consensuado” y entraña ante todo, conductas claramente delictivas en su tiempo y hoy.

  2. sumusa dice:

    muy de acuerdo con usted…dantonmaltes. Siempre me parecieron violaciones en toda regla…a pesar de ello a mi me ponían… claro, que era muy jovencita.

  3. sí, eso es, da lugar a mucho malentendido. Una cosa es que nuestras fantasias puedan ser a veces parecidas a las burradas de Sade (aunque hay cada una que maremía…).
    Pero otra es que la gente crea que el BDSM no tiene nada en común con atar a tu pareja a la cama o vendarle los ojos…

    Como leo por ahi.. muchas veces la gente te dice “uf, yo no tengo nada que ver con esas cosas raras del sado”… pero despues ves que se relaciona una y otra vez con parejas que llevan una relación chunga chunga… porque algo le lleva a buscar eso… Con lo bueno que es hacerlo de manera segura, sensata (que no, que no es sana!) y consensuada.

  4. Dantonmaltes dice:

    Yo suelto lo de “sana, segura y consensuada” como un mantra pero vamos sé que hay mucha tela que cortar en esa definición…Y si quieres poner “sensata” en vez pues aún peor porque ¿quién sabe lo que es sensato a parte de Rouco Varela?

  5. a ver,.. no nos pongamos realacadémicos… ¿que es sano? pues hacer ejercicio, comer sano… el atarse, pegarse, dominarse, no parece que pinte mucho en esa categoria….

    ¿sensato? pues simplemente usar la cabeza, tener dos dedos de frente, no golpear donde no debes, seguir las normas que conocemos del bdsm, etc etc…

    de verdad
    no le veo la complicación!

Dejar una respuesta

Mensaje:

logo_lateral
 

Archivo