Selección de idioma

Eskalera karakola necesita nuestra ayuda

21 octubre, 2015 a las 11:00/ por
12115502_10153227206288481_3459205833675940052_n

Lo único bueno de las amenazas de cierre de locales, bares, cafés y similares es que, de repente, espacios que han existido durante décadas, incluso siglos, y de los que la gente sabía poco o nada, pasan a ser el centro de atención durante un tiempo, como sucedió con el Café Comercial en Madrid. Y eso puede ayudar a que se conozcan mejor, especialmente si además de un espacio, hay un proyecto detrás, como sucede con el Patio Maravillas o con Eskalera karakola.

Eskalera karakola lleva mucho tiempo aportando mucho en Madrid. En lo que nos toca directamente, desde ahí hace su programa de radio nuestra querida Sangre Fucsia, que me entrevistó un par de veces, una de ellas sobre Ética Promiscua. También se reunía ahi el grupo Poliamor Madrid en la época de Polixeni y Frank, en el año 2010. Pero más alla de lo que nos toca directamente, colaboran con todo el mundo: Ladyfest, Foro de vida independiente, Orbita Diversa, transfeminismo, feminismo, la visitó Kate Millet, y mil proyectos más en los casi 20 años que lleva funcionando en Lavapiés.

Ahora se encuentran en una situación complicada: El ayuntamiento les obliga a insonorizar el local y adaptar el baño para personas con diversidad funcional, lo que va a obligar a la Eskalera a pagar un montón de euros que no tienen. Por eso han iniciado esta campaña de crowdfunding. Haciendo clic en la imagen ya os lleva a la web donde apoyar el proyecto (incluso con 10 euros) y vuestro nombre pasará a formar parte la historia de Eskalera karakola…

 

Esta es su petición:

“La Eskalera Karakola empezó hace casi 20 años con la okupación de una antigua fábrica de pan de la calle Embajadores en el barrio de Lavapiés en Madrid. Allí se convirtió en una de las primeras experiencias como casa okupada autogestionada de mujeres y uno de los centros de la actividad feminista madrileña. Como tal, también ha participado durante estos años a repensar el feminismo desde nuevos lugares, con miradas no esencialistas y cuestionando el pensamiento eurocentrista.

Después de 9 años de vida en ese antiguo edificio y tras años de lucha defendiendo nuestra continuidad en el barrio, en 2005 la administración nos alquiló dos locales para nuestro uso y autogestión. Esos locales se sitúan a unas manzanas de la antigua casa. Cuando entramos, los espacios eran completamente diáfanos y todo estaba por hacer, lo elemental (como agua, luz, paredes, suelo, baño…) pero también lo que soñábamos para ese nuevo espacio, como montar un estudio de radio. Decidimos hacerlo todo con nuestras manos, aprendiendo en un proceso apasionante y agradecido pero también muy lento y costoso. Acondicionamos el primer local como espacio de trabajo, sala de reunión y estudio de radio. En el segundo local, pensado como espacio para actividades públicas y talleres de todo tipo, sólo nos llegó el dinero, el tiempo y las fuerzas para hacer lo imprescindible, es decir hacer del local un espacio habitable con agua y luz, paredes y baño. Los dos locales fueron acondicionados para ser totalmente accesibles a personas con diversidad funcional, no por cumplir con ninguna normativa, sino porque la Eskalera Karakola, como espacio público, politico (y también intimo), es habitada en su cotidiano por cuerpos diversos.

Ahora, casi 10 años después, la administración nos pide que llevemos a cabo obras de mejora para cumplir la normativa y poder seguir realizando actividades públicas. Eso significa acondicionar e insonorizar el local B, lo que permitirá disfrutar del espacio sin molestar a las y los vecinos que viven encima.”

 

Kate Millet, en la Eskalera https://www.flickr.com/photos/gaelx/4474601104/

Kate Millet, sí, ella misma, en la Eskalera
https://www.flickr.com/photos/gaelx/4474601104/

 

Para quien no conozca la eskalera karakola, en su web dan un pequeño resumen de qué son: “La Eskalera Karakola es un centro que alberga diversos proyectos, todos impulsados por un deseo político de compartir espacios y vidas, de pensar mejor, de desafiar y reinventar el mundo desde una mirada feminista. Desde 1996 hasta ahora hemos creado espacios de encuentro, debate y motor de iniciativas politicas, culturales desde nuestros ejes: Autonomía, feminismo y autogestión. Tras años de lucha, en 2005 nos cedieron estos locales para nuestro uso y autogestión.”

Sus noticias se pueden seguir en su página, la podéis ver en Facebook. Desgraciadamente su web no la actualizan desde 2012 (a eso le llamo yo confiar demasiado en Facebook y descuidar los medios propios…) pero por lo menos  (¡Me han corregido, sí la tienen!) También tienen una flamante nueva web, aunque mal posicionada… eskalerakarakola.org. Ahí podéis leer sobre su historia, sobre otras maneras de colaborar con el proyecto y su historia completa contada por ellas mismas: Han tenido la gran idea de hacer un vídeo que reúna toda su historia desde 1996 hasta ahora. Casi 20 años de actividades reunidos en 56 minutos de vídeo. Ojalá haya que hacer otro vídeo dentro de otros 20 años…

 

 

 

No hay comentarios todavía

Dejar una respuesta

Mensaje:

logo_lateral
 

Archivo