Selección de idioma

Los alemanes mean sentados.

31 julio, 2013 a las 11:00/ por
6836542569_31ac6ab5b0_z

No sé si todos, pero parece que una amplia mayoría. No tenía ni idea. Lo descubrí por este comentario en The Guardian

“Puede que no quieras saber esto —y sería razonable esperar esperar hasta después de desayunar para seguir leyendo— pero, aparentemente, muchos hombres alemanes hoy día se sientan habitualmente para mear. Desde muy jóvenes, según dicen, a los hijos alemanes se les enseña que lo normal es er un Sitzpinkler [lejanamente vendría a ser “mariquita”] y que ser un Stehpinkler [uno que mea de pie] es simplemente antisocial. El objetivo de esta revolución social no necesita muchas explicaciones. Los hombres que mean de pie, dicho en plata, manchan más que sus colegas que sí se sientan; y casi nunca se ocupan de limpiarlo. En algunas casas alemanas hay pequeñas notas debajo de la tapa para que los hombres que la levantan consideren otras opciones. En otras, un aparato llamado Spuk —un fantasma— sujeto a la tapa de la misma manera que da un aviso verbal al potencial meador-de-pie. Cuando salieron al mercado estaban disponibles con varias voces, como la de los exprimeros ministros Helmut Kohl y Gerhard Schröder. Cerca de dos millones volaron de las estanterias, produciendo uno de esos cambios inesperados pero decisivos en la conducta humana que ha ayudado a convertir a los actuales alemanes ser lo que son. Lo que hace surgir la pregunta de si los hombres británicos podrían aprender de los alemanes. Las mujeres británicas seguramente estarían de acuerdo. Y un pequeño aparato con la voz de David Cameron recordando a los hombres británicos que no levanten el asiento podrían ser uno de los logros más duraderos y transformadores del gobierno de coalición.”

¿Es un asunto delicado?

Al tema parece que llego tarde, porque ya se publicaron cosas hace 8 años, un post muy muy parecido..

Como razón para mear sentados, son dos las que he encontrado por ahí, por un lado el ruido, por otra lo que se salpica fuera. no sólo directamente, sino también por las gotas más pequeñas que rebotan en la porcelana. Eso sí, parece que suele ser en casa (donde ellos mismos o alguien cercano se ocupará de limpiarlo), pero mean de pie en sitios públicos “por razones higiénicas”. En este blog en castellano dan otras razones o las dan más claras:

“Desde hace generaciones las mujeres sufren limpiando la orina de sus maridos, padres, hermanos y novios, que se niegan a sentarse en el excusado y prefieren vaciar su vejiga de pie, lo cual conlleva inevitablemente a salpicaduras en el WC y alrededores. Lamentablemente muchos hombres siguen haciendo oídos sordos a las súplicas de las féminas asqueadas de fregar orina ajena.”

En Suecia, donde hace un año estaban pensado prohibir los urinarios, también se dice que es mejor para la próstata. Y “AskMen” se lo toma como una guerra, desde luego para ellos es un tema MUY delicado:

“Suecia quiere cambiar una parte fundamental de la masculinidad.
¿Qué más quieres, Suecia?. Espera, ya lo sé. Quieres mi virilidad. Quieres que me convierta en un castrado que-se-sienta-para-mear. Se acerca una guerra. Suecia es quien ataca. La víctima es tu pene.  Un partido político sueco ha propuesto prohibir los urinarios en las oficinas y quienen que los hombres se agachen para orinar”.

Como dato curioso me encuentro que en Taiwan lo han pedido pero para los servicios públicos, para que estén más limpios. Sea como sea, parece que es un tema importante. Ocupa páginas y páginas de un foro de gente española viviendo en Alemania. Y como dice un comentario, lo que es una diferencia cultural se acaba considerando una cuestión de testosterona. Como si se empezase a discutir sobre si la tortilla de patatas lleva cebolla o no, y se acabase con que un “hombre de verdad” se la come con cebolla. 

Lo siento por quien ya conociese el tema de sobra, yo acabo de enterarme…

La imagen, de aquí

5 Comentarios a “Los alemanes mean sentados.”

  1. Dragón dice:

    Pues qué quiere que le diga? No Me gusta nada que las razones argumentadas pasen por “las sufridas mujeres que tienen que limpiar pis ajeno”. No sería mejor tratar el tema desde un aspecto menos sexista? No sé… tal vez “inventando” aparatitos que conciencien que la limpieza no es algo de género, si no de personas. Tal vez si ese aparatito distribuyese las tareas domésticas de forma igualitaria, al menos concienciaría a los hombres a hacer más “puntería” como poco, no?

    Y además, el tema de la dichosa tapa del WC: Dos posiciones, abierta o cerrada. ¿Quién dice que la correcta sea la cerrada?

    Un saludo,

    Dragón

    (Y ya que es la primera vez que escribo en tu blog: Muchas gracias por la fantástica labor que realizas!)

  2. Juan Solo dice:

    Yo meo sentado desde hace bastantes años y es únicamente por higiene. Y no por librar a una mujer de una tarea desagradable sino por librarme yo de ella.

    Empecé a hacerlo después de compartir casa con otros tres tíos y ver como, a la semana de limpiar el baño, el váter y su inmediato contorno iba adquiriendo un color ambarino la mar de desagradable. Son las gotitas de orina que rebotan por la distancia del punto de origen y destino, cosa que no ocurre si te sientas.

    El diseño del váter convencional es lo más parecido a una silla que hay y, lógicamente, se pensó para usarse de esa manera.

    Sí, te leemos. Saludos

  3. Sedaris dice:

    Yo si lo conocia, de hecho es hasta comodo. Lo de mejor para la prostata el que? sentado o de pie?

  4. angeld dice:

    En mi caso practico ésta disciplina desde hace años, ya que en las casas donde he vivido se aplica el “el que mancha/salpica, limpia”, pero cuando insinúas a las visitas que se sienten para mear, descubres malas caras, y/o expresiones de incredulidad, asociadas normalmente con ignorar totalmente el comentario.

    Así que mientras no se aplique de forma universal el criterio de limpieza obligatoria al que orine erguido, por éstos lares la batalla se puede dar por perdida. :-(

Dejar una respuesta

Mensaje:

logo_lateral
 

Archivo