Selección de idioma

Masters y Johnson hablaban con parejas poliamorosas en 1971

31 marzo, 2017 a las 12:25/ por
George Tames/The New York Times

 

Mientras no encuentre una versión digital de “El vínculo del placer”, libro de Masters y Johnson de 1975, no podré hacer copiar aquí grandes párrafos. Pero me fascinan hallazgos como el de ayer. Resulta que el capítulo 7 se llama “Sexo libre (swinging sex) ¿Exige que se pague un precio?”. Parece que nos van a hablar de swinging, orgías, intercambio de parejas… pero en realidad hablan con un par de parejas que buscan una “no monogamia ética” como se entiende hoy día, algo muy parecido a las propuestas desde el poliamor y la anarquía relacional. Es una conversación de Masters y Johnson con varios matrimonios heterosexuales que se buscaron específicamente como swingers en 1971. Eran cuatro parejas y un “triángulo” de dos hombres y una mujer.

Como en ese momento el foco estaba en el sexo libre, comunas, hippies, orgías… seguro que en los 70 se leyó el libro buscando lo más trasgresor, lo menos parecido a un matrimonio, que es de donde venían escapando en ese momento. Pero es que esto es lo que dice uno de los entrevistados, y no es la única persona en esa mesa redonda con ese discurso…

 

“Para nosotros, salir del matrimonio para tener contactos sexuales con otras personas fue realmente muy fácil, probablemente porque resultó muy lento. (…) Despues viene lo difícil: Cómo introducir a otras personas en nuestra vida de manera plena y significativa. Encontrar gente no es más que un comienzo. Quiero decir que la gente viene, o uno sale con ellos, y tiene contactos sexuales con ellos, pero, ¿qué pasa con lavar los platos y tener hijos y la mayor parte de cosas que hace uno en la vida? Todavía no hemos podido lograrlo, pero lo que queremos hacer ahora es encontrar cómo vivir con otra gente de manera significativa. Vivir en una comuna no nos interesa, pero sí queremos intentar desarrollar algún tipo de estructura social que nos permita pasar mucho más tiempo con otras personas y donde todas las funciones sean compartidas”.

 

Quizá no llamó la atención en su momento porque, según los estándares transgresores de los 70, buscaban algo “menos” que una comuna, lo que se consideraba el nirvana del amor libre. Pero son precisamente algunas personas de esa mesa redonda las que están buscando algo que vaya más allá de acostarse con otra gente, ir más allá de la parte lúdica. También hay que recordar que el término poliamor aparece en 1990, con lo que es imposible denominarse. Y como su modelo parece una versión intermedia entre la comuna y el matrimonio… no se reconoció. Pero ahí tenemos algunos antecedentes del poliamor como se entiende hoy, con la honestidad como uno de los valores principales.

Un libro fascinante sexológicamente hablando. Dadle las gracias a mis profes del máster, @heroedesillon, Xamu y sobre todo Amezúa por llamar la atención sobre determinados libros de Masters y Johnson al mismo tiempo que ahorrando perder el tiempo en leer otros. Cuando lo consiga en formato electrónico ya compartiré muchas de las cosas interesantes que me voy encontrando.

 

La imagen es de Masters y Johnson en su consulta con una pareja. La foto es de George Tames, para The New York Times.

 

No hay comentarios todavía

Dejar una respuesta

Mensaje:

logo_lateral
 

Archivo