Selección de idioma

Que se jodan tus celos. Prueba los míos (por The Ferret) “Los celos no son malos”.

16 junio, 2016 a las 23:18/ por
Screen Shot 2016-06-16 at 23.07.50

Ultimamente han circulado bastante en los ambientes poly un par de artículos de The Ferret. Como están ininglis, los traduciré para que todo el mundo los tenga y pueda darle vueltas a lo que dice. En este caso habla de los celos. Aunque obviamente no todo es aplicable a nuestro caso, que yo me llevo muy bien con la anarquía relacional (AR), mi querida Roma, y no es  precisamente la corriente que más critica tener celos… Editado: Por si hace falta una aclaración expresa, la teoría relacionada con la A.R. no dice en ningún momento que no puedes pedir lo que necesitas.

Me interesaba por ese tema que circula a veces por ahí, criticando tener celos. Y esto quizá aporte algo interesante al debate. ¡Prefiero la diversidad de opiniones a que haya un solo molde para todo el mundo! Que el fundamentalismo es muy malo. Así que allá va, traducción autorizada de un texto nuevo: “Fuck Your Jealousy. Try Mine” de Ferret Steinmetz, en su web TheFerret.com, que toca muchos temas con posibilidades de acabar a veces aquí. ¡Que lo disfruten!

 

“Te solía gustar el sexo conmigo”, dice alguien. “Ahora quedas con tu nueva pareja todo el tiempo y no hemos tenido sexo en el último mes, y de verdad necesito quedar para darnos mimos ¿Podemos buscarle un hueco a eso en la agenda?”

En cuyo momento Capitán Anarquía sale de repente del armario como un árbitro ninja para juzgar tu relación: “¡Eso es falta!¡Celos flagrantes!¡Dos puntos, más la cuestión de que a lo mejor no tienes lo que hace falta para ser poliamor!”

Entonces Capitán Anarquía desaparece, dejando tras de sí un rastro de folletos sobre por qué “Nadie en una relación auténtica siente celos”.

Pero eso no son celos. Eso es “Ya no haces algo que me hacía feliz, y me gustaría poder negociar si puedo recuperar esa experiencia feliz”.

No estás preguntándolo porque resentimiento hacia la nueva pareja, estás preguntando porque ya no tienes las cosas que necesitas para sentir satisfacción en una relación. La nueva pareja es la causa original de lo que sucede, pero no tienes más  celos de ella que de alguien que trabaja demasiadas horas en Burning Man o de alguien que tiene una semana laboral de 70 horas.

No tienes que odiar todo lo que se interponga en el camino para conseguir cubrir tus necesidades para decir “Oye ¿estaría bien si hiciéramos esto?”.

 

 

Y lo que está intentando hacer Capitán Anarquía es esa tóxica estupidez de intentar que se averguencen y callen quienes están pidiendo cosas que es sano pedir.

Mira. La anarquía relacional es una estrategia válida. Pero eso no significa que debas ser un gusano arrastrado, sin pedir nunca nada a la persona con quien estás, aceptando pasivamente lo que una pareja estúpida decide darte.

¡Porque la comunicación es compleja! A veces las personas con las que tienes una relación no saben que haciendo más de algo te haríam más feliz, y que les encantaría hacerlo. A veces tus amantes se distraen y agradecen volver a concentrarse.

No iniciar nunca una conversación sobre Qué Necesitas no es una fortaleza. Es una debilidad. Da por hecho que tus parejas tienen una telepatía secreta que les hace saber automáticamente qué te emociona, y deja la idea tóxica de que pedir algo que te hace feliz de manera activa es en cierto modo deprimente para otra gente.

No. Lo que es deprimente es engancharse a una respuesta. Duele recibir una respuesta honesta como “Mira, es que sexualmente ya no me excito contigo, quizá es momento de dejarlo”, pero ahorra tiempo. Significa que no te pasas meses guardando un espacio emocional para alguien, esperando lánguidamente a que esa NRE [energía de la nueva relación, nuevo enamoramiento] quizaaaaa vaya descendiendo y vuelvan contigo. Y significa que quizá recibes una respuesta como “No quiero limitarme en esta relación en este momento, porque es la manera en que funciono, pero por casos anteriores, probablemente volveré a mi patrón anterior en un mes o dos, por lo menos hasta que encuentre a una nueva persona”.

Perfecto que digan eso. Perfecto que les digas que “sí” o “no” a ese patrón. Pero nada de eso sucederá a menos que tengas la disposición de iniciar una conversación sin alguien idiota al lado diciendo “LOS CELOS SON MAAAALOOOOOOOOOS”.

 

 

Mira. Hay celos en todas partes, en el sentido de “te están alejando de mí y yo me merezco que estés conmigo”. Y eso es malo.

Pero también hay celos como “solíamos hacer esta cosa que hacía excitante estar en esta relación contigo y ya no lo tengo”. Y en ese caso, comentarlo no son “celos” puesto que dice “estoy contigo porque me proporcionas ciertas experiencias y si esas experiencias ya no son parte de lo que sucede entre tú y yo, merezco saber qué está pasando de manera que pueda tomar decisiones sensatas sobre si seguir teniendo una relación contigo”.

Y a veces esas experiencias ya no te las dan a ti porque esa persona ha decidido dárselas a otra persona. A veces puede solucionarse diciendo “Echo de menos aquello ¿sabes?”. A veces no se puede.

Pero normalmente, me encuentro que la gente que tiene más ganas de eliminar la discusión Qué Te Hace Feliz está intentando anularla porque no les importa qué te hace feliz. Lo que les importa es qué les hace felices, y cuando dices qué quieres les estás echando abajo y ¿por qué no te callarás para que yo pueda hacer lo que quiera?

Con lo que iré a una de las definiciones de los celos: “vigilar ferozmente los propios derechos”.  Apoyo ese tipo de celos. Uno de tus derechos en una relación debe ser tener la información que necesitas para tomar decisiones conscientes sobre que aceptas hacer en la relación.

Quien te diga algo diferente, bueno… probablemente están deseando que nadie sepa demasiado bien qué es lo que están aportando”.

 

No hay comentarios todavía

Dejar una respuesta

Mensaje:

logo_lateral
 

Archivo