Selección de idioma

Repositorio de respuestas básicas en debates machistas

10 abril, 2015 a las 11:00/ por
mRhtMulQ

Como a veces parece increible tener que responder lo mismo, voy a reunir aquí varias respuestas a preguntas que se hacen mil veces en estos temas de machismo.

La primera son las falacias machistas que ha recopilado la querida y odiada Barbijaputa para eldiario.es. Su avatar es el que aparece como imange principal.

Falacias machistas: Las respuestas a estas falacias típicas, en el artículo

1. El feminismo es igual de malo que el machismo (Falacia absque RAE).
2. ¿Y por qué se llama feminismo? Eso no es igualitario (Falacia ad palabro).
3. Muy feministas pero no pagáis en las discotecas, de eso no os quejáis (Falacia cum discotecum).
4. Las pruebas físicas de algunas oposiciones son diferentes y de eso no decís nada (Falacia ad musculus).
5. Sí, pero si yo peso 120 kilos y hay un incendio, prefiero que me toque un bombero hombre (Falacia ad bomberum).
6. La igualdad está muy bien, pero si la ley obliga a que haya tantas mujeres como hombres en cargos de responsabilidad, muchos hombres que valen se quedarán sin él injustamente. No importa el sexo, lo que importa es que valgan (Falacia pro Albert Rivera).
7. Yo estoy de acuerdo con la igualdad, pero tú eres demasiado radical (Falacia ergo sísípero).

Aquí la segunda entrega de falacias. Si quieres leer las respuestas, entra en el artículo.

1. Las feministas queréis la igualdad pero bien que no decís nada de los [incluya aquí una cantidad aleatoria] hombres maltratados y asesinados por sus parejas.
2. ¿No querías igualdad? Pues la violencia es la misma, la ejerza quien la ejerza.
3. Las feministas niegan la violencia sobre hombres.
4. Las feministas sois una exageradas que veis machismo en todo.
5. Queréis igualdad pero el 016 es sólo para mujeres, ¿y los hombres maltratados dónde llamamos?

Captura de la página de fans del Fanzine Bulbasaur https://www.facebook.com/pages/Fanzine-Bulbasaur/316560271799548

Captura de la página de fans del Fanzine Bulbasaur
https://www.facebook.com/pages/Fanzine-Bulbasaur/316560271799548

Una de las respuestas más detalladas, calmadas y claras sobre el tema del tweet de la guardia civil que equiparaba las agresiones a mujeres y a hombres, gracias a Fanzine Bulbasaur en Facebook. Como en Facebook es imposible recuperar las cosas una vez se van del muro, lo copipego aquí para que quede a mano para otras ocasiones, porque el tema habrá que verlo una y otra vez. Gracias mil, Fanzine Bulbasaur

 
“A propósito del tuit de la Guardia Civil equiparando violencias.

Lo explicaremos 100 veces y seguirá sin entenderse. Y se trata de entendimiento y no de opiniones diferentes porque los argumentos que se usan ponen en evidencia que la gente que los emite no se toma ni tan siquiera la molestia de informarse.

No es lo mismo violencia de género que violencia doméstica de mujer hacia hombre. Esto NO significa que no deba lucharse contra la violencia doméstica o, como dicen “contra todo tipo de violencia”, pero SÍ significa que las aproximaciones, medidas y herramientas deben ser diferentes. ¿Por qué? Pues porque sus causas son diferentes: una es estructural, la otra particular. ¿Qué significa esto? Que una tiene su origen en un sistema de dominación llamado patriarcado que permite y legitima la violencia hacia las mujeres y la otra no tiene su origen en ningún sistema de dominación estructural. Ante causas y manifestaciones diferentes, diagnósticos y soluciones diferentes. Lógica aplastante. Concretando un poco más, la violencia que puedan ejercer algunas mujeres sobre sus parejas masculinas NO es un problema de género, es decir, no tiene su origen en la construcción de la feminidad ni en las relaciones de género entre hombres y mujeres asentadas sobre un sistema estructural de dominación femenina porque tal cosa no existe.

Captura del tuit ya borrado por la guardia civil

Captura del tuit ya borrado por la guardia civil


El tuit de la Guardia Civil está mal no porque intente concienciar a los hombres que sufran violencia a manos de mujeres, sino porque utiliza una campaña contra la violencia de género, apropiándose de un término que demuestra desconocer, de un eslogan que no entiende – ¿hola? ¿cuando maltratas “dejas de ser mujer”? ¿es que acaso la feminidad se ha construido sobre la dominación? – y de un número de teléfono, el 016, dirigido a las mujeres.

Dicho esto, invito a quien niegue la mayor, es decir, que dichas violencias tengan causas y manifestaciones diferentes, que una sea estructural y la otra accidental, que una esté asentada y legitimada por un sistema de dominación y la otra no, a demostrarnos que no existe esa cosa llamada patriarcado. Demostradnos que 5 asesinatos machista en un solo día son simples casualidades.

Llegadas a este punto, centrémonos ahora en los negacionistas militantes que se han venido arriba a raíz del tuit de la GC. Aquí ya no estamos ante una falta de entendimiento, sino ante una desfachatez insuperable. ¿Que el silencio de los hombres ante la violencia femenina está relacionado en mayor o menor medida con la construcción patriarcal de la masculinidad? Por supuesto. Ahora bien,¿qué están haciendo los negacionistas para deconstruir la masculinidad hegemónica y ayudar a que los hombres maltratados se animen a denunciar? Nada. Lo único que hacen los negacionistas militantes es utilizar los casos puntuales de violencia femenina para desprestigiar la lucha contra la violencia de género, manipulando e interpretando datos a su favor con el único objetivo de hacer pasar a las feministas por personas que “no desean la igualdad”.

 
https://www.flickr.com/photos/laughingsquid/469259748/

https://www.flickr.com/photos/laughingsquid/469259748/


A los negacionistas militantes no les interesa ayudar a los hombres víctimas de la violencia femenina. ¿Por qué? Una hipótesis brillante es la desarrollada por Miranda – @islatempestad en un artículo llamado “hombres maltratados” publicado en la Revista piKara. Partiendo de la constatación de que los casos de hombres víctimas de violencia femenina llegan a las asociaciones de ayuda gracias a las mujeres de su entorno y no gracias a otros hombres, la autora se pregunta dónde está la solidaridad masculina cuando un hombre es maltratado y llega a la conclusión de que a la masculinidad no le interesa ayudar a quien considera una oveja negra. “La masculinidad hegemónica se construye vinculada al ejercicio de privilegios. Y estos privilegios son fruto de la dominación a cualquier otro género. Es la dominación, individual y colectiva, la que forja gran parte de la adscripción identitaria a la masculinidad. Un hombre dominado por una mujer es, entonces, y por definición, un traidor a su género, ya que al no ejercer la relación de poder preescrita – que sean los hombres los que dominen a las mujeres -, no ayuda a la perpetuación de los privilegios colectivos. Y por eso, fundamentalmente, no es socorrido.” Los negacionistas militantes “defienden a los hombres maltratados atacando los derechos de las mujeres maltratadas y la lucha feminista. Conocemos movimientos de hombres organizados que piden la derogación de la ley integral de la violencia de género o sobre-estiman la cantidad de denuncias falsas de mujeres a hombres, y que dicen hacerlo en nombre de los hombres maltratados.”

Quizás lo más increíble de la pataleta negacionista sea su intento de demostrar que a las feministas no nos interesa la igualdad con el argumento de que no ayudamos a los hombres. Sugieren que seamos nosotras las que luchemos contra esa violencia, pero no para ayudarles, sino para demostrar que somos igualitarias. Como si de una extensión del rol de madres cuidadoras y con total disponibilidad para todo(s) se tratara, las feministas tenemos el deber moral de responsabilizarnos de y dedicar nuestro tiempo y recursos limitados a los hombres maltratados mientras quienes dicen preocuparse por ellos se quedan en el sofá de su casa llamándonos feminazis. Lo contrario, dicen, equivale a no luchar por la igualdad.

En definitiva, nuestro cuerpo de “seguridad” nacional no ha entendido nada. Miedo da saber que quienes tienen el deber de asistir y ayudar a las mujeres maltratadas cometan estos errores dando alas a los negacionistas militantes más repulsivos”.

 

 

Captura del facebook de Raul Atreides

Captura del facebook de Raul Atreides

“Os voy a hablar de un mundo que no conoceís”.

Est0 es parte de un artículo más largo, “Si ya sabía yo…”, de Raúl Atreides escribiendo a los chicos. Hablando, desde el punto de vista masculino, por si eso ayuda a entender mejor a quienes les cuesta que le entren los miles de razonamientos que se publican cada día sobre el tema y que, como están escritos por mujeres, se considera que no son objetivos ¿verdad?

“Esto es como la puta peste que deja una fábrica. Tu puedes cerrar las ventanas, pero alguien al final te la trae a casa. Yo me he criado en un entorno feminista, tolerante, comprensivo, solidario. Y aun así, cuando pienso y escribo, caigo en los mismos clichés machistas que he aprendido de donde… DE TODAS PARTES.
Claro, eso no implica que yo vaya a pegar a mi mujer, que piense que son inferiores, que defienda que cobren menos… eso es machismo garrulo. Eso es para el que se agarra los cojones. El machismo de diccionario. Pero es que el problema va mucho más allá. Y parte misma del problema es que no lo vemos como un problema. Lo transmitimos, lo repetimos y lo perpetuamos porque es “lo natural”, y nadie se para a pensar en ello. Bueno, si. Alguna gente. Y a esa gente luego la amenazamos con violarla y matarla cuando nos intentan hacer ver qué está mal en las viejas costumbres arraigadas.

Esto es lo que ha hecho que me pase dos días casi respondidendo virulentamente a gente que ME CONSTA que son partidarios de la igualdad, modernos, inteligentes y se consideran, si no feministas (que eso es yuyu), igualitaristas (o eufemismo apropiado). Porque Mark Twain lo decía muy claro: Es más facil engañar a alguien que hacerle ver que ha sido engañado. (…)

Esto no lo escribo para las mujeres. Seguramente, que coño… estoy convencido que habrá mil que pueedan hablar mucho mejor que yo del tema, que se han empollado literatura, estudios, teorías, terminología… que son las putas amas del cotarro. A ellas, les pido discuplas, porque les pareceré lo mismo que al querido enemigo que me acusaba de no conocer a Harley Quinn en el post anterior. Un farsante que habla de lo que no sabe. Así que podéis dejar de leer ya, porque esto va para vosotros. Los que sois como yo.

Yo no me he empollado libros sobre feminismo. Ni suelo leer demasiados blogs, aunque no voy a mentir diciendo que no he repasado un poco las cosas. Mi experiencia viene de dentro, de mis relaciones con una persona. Una persona que tiene muy claras las cosas y que es mujer. También hay otra persona que me ha hecho pensar, es un hombre que está viendo el mundo de otra manera poco a poco”.

Si encuentro algún texto básico más los iré dejando aquí, así tengo un enlace que poner para cuando tenga que argumentar cosas muy básicas y no le pueda dedicar mucho tiempo.

Y sí, los comentarios están desactivados en este post, que ya me sé que iba a leer aquí… En Facebook y Twitter se puede seguir hablando del tema…

logo_lateral
 

Archivo