Selección de idioma

Alternativas de género neutro para «novio» y «novia», transexuales modelo, amantes conscientes, sin tiempo para el amor en unos casos y tener sexo cada día en otros.

9 September, 2014 at 11:00/ por
2624615182_e2ba800ef1_z

Alternativas de género neutro para «novio» y «novia»

http://eldemonioblancodelateteraverde.wordpress.com/2014/09/08/alternativas-de-genero-neutro-para-novio-y-novia/

Si eres una persona no hetero a la que no le apetece entrar en detalle en un momento determinado o  una persona hetero que actúe en solidaridad con la comunidad LGBTQIA+, hacer uso de términos afectivos de género neutro puede ser muy útil. Si eres bisexual, pansexual o fluida, pero tienes una relación aparentemente hetero, un término de género neutro te prevendrá de comentarios graciosos como «espera, espera, ¿no eras tú gay antes?». Si tú o tu pareja os identificáis como genderqueer, trans*, de género fluido o cualquier otra identidad no binaria, excluir el género de la ecuación hará que la gente menos informada lo entienda mejor.

Y si este tema te parece una chorrada innecesaria te aseguro que te lo parece porque no tienes ningún asunto pendiente con tu género. Pero es de agradecer cuanto tienes en cuenta algo más que lo que te toca directamente para valorar si algo es o no es una chorrada.

 

 

13433233835_1b52f979f8_z

Transexuales de pasarela

http://vidayestilo.terra.es/ocho-modelos-transexuales-que-triunfaron-a-lo-grande,3656e37859d35410VgnVCM20000099cceb0aRCRD.html

Ocho modelos que nacieron siendo varones, pero lograron hacerse un nombre en el mundo de la moda femenina. Uno de esos artículos que no sé si son muy útiles a nivel de calle. Quizá no como modelos a imitar pero quizá para que se vaya naturalizando cada día más y para que la abuela, el día que le dice su nieta que es transexual, diga “ah, mira, como esa famosa que salió en la tele el otro día”… La de la imagen es Geena Rocero, en su salida del armario como trans (no lo sabía ni su agente) en una charla de TED.  Se han olvidado de nombrar a la reciente incorporación, Andreja Pejic.

 

 

2259888035_141fd7a5bb_z

Relaciones conscientes

http://elpais.com/elpais/2014/08/29/eps/1409308353_970041.html

Un artículo que me gustó MUCHO, MUCHO, MUCHO.Las relaciones que funcionan son conscientes (maduras emocionalmente) y se establecen entre dos personas que se sienten completas, porque no creen que les falte su “media naranja”: se sienten una “naranja completa”. Por supuesto, no significa esto que no quieran tener pareja (o una amistad). La desean, pero no la necesitan, son cosas muy diferentes. Las personas conscientes comparten su plenitud, no se relacionan para completar sus supuestos vacíos, ni para mitigar la necesidad de estar en compañía. Y entonces, de alguna manera, lo que está completo atrae a lo completo, y lo que está incompleto a lo incompleto. Los iguales se atraen. Intuitivamente entendemos que cuando dos personas se encuentran y se reconocen completas en sí mismas y no necesitadas, las relaciones empiezan y fluyen con suavidad.”

 

 

5850190832_c9e988a98a_z

Sin tiempo para el amor: el capitalismo romántico

http://www.pikaramagazine.com/2014/09/sin-tiempo-para-el-amor-el-capitalismo-romantico/

“Al sistema productivo le da igual que estés borracha de amor, cachonda, angustiada o de duelo. El capitalismo nos enjaula, quiere que dediquemos nuestro tiempo a trabajar o a consumir: el amor es improductivo. Los feminismos reclaman la conciliación de la vida laboral y el trabajo reproductivo pero, más aún, necesitamos un modelo compatible con el placer y los afectos. 

(…) ¿Cuántas horas le dedicas al amor? No a imaginarlo, soñarlo o consumirlo en forma de película o novela, sino a vivirlo. ¿Cuánto tiempo hace que no pasas horas haciendo el amor con tu pareja de hace años, como al principio?, ¿cuánto tiempo tienes para conocer gente nueva y encontrar a alguien que te gusta mucho?, ¿cuánto tiempo dispones para tener un romance de esos que te descolocan la vida y te destrozan los horarios?

(…) Tenemos poco. Hay poco tiempo para el amor. Para conocerse, para enamorarse, para profundizar, para decepcionarse, para dejarse, para recuperarse, para volverse a enamorar. Sin embargo, hay poco tiempo para el amor. Marcuse lo vio claro: son muy pocos minutos los que dedicamos al placer.

(…) Necesitamos tiempo para amar, para disfrutar del placer en toda su plenitud. Tiempo para escuchar, para viajar, para conocer, para compartir, para construir comunidades con los demás. Tiempo para apoyar, para crear redes, para celebrar, para aprender, para crear. Tiempo para cultivar y nutrir lo único que parece darle un poco de sentido a la vida: los afectos.”

 

131241785_dfac2cddf7_b

Practicar sexo todas las noches del año

http://smoda.elpais.com/articulos/y-si-practicaramos-el-sexo-cada-dia-durante-un-ano/5031

Curiosa propuesta…con una pésima (a mi entender) pésima frase de inicio: “La prueba de fuego para saber si tu pareja todavía te desea, bien podría ser ésta: proponerle un año de sexo diario e ininterrumpido, sin excusas, y esperar a ver las diferentes expresiones que se suceden en su cara. Yo se lo planteé a la mía, aunque soy mucho menos ambiciosa y me limité tan solo a un mes. Lo primero que me dijo es que estos artículos semanales estaban empezando a afectarme a la corteza cerebral, el hipotálamo y a ambos sistemas nerviosos, el simpático y el parasimpático, con lo que es muy probable que estuviera perdiendo el raciocinio y el libre albedrío. Cuando le comenté que iba en serio, que no era solo por mi ocupación, y se lo planteé como una experiencia, un trabajo de campo o una cierta “meditación” sexual, sufrió un microataque de pánico que dominó con bastante sangre fría y algunas respiraciones profundas. Tras lo cual me dijo que no le veía la gracia a convertir una actividad placentera en una rutina, porque entonces se transformaba en un infierno. “¿Qué pasa si tienes que irte de viaje, o si alguien de los dos está enfermo?”. Formulaba esta pregunta tonta como si lo que más le preocupara eran los días en los que “no se podía” en vez de los que “había que hacerlo por narices”, pero en el fondo lo que intentaba era ganar tiempo en busca de un argumento contundente. “No estamos hablando solo de coito sino de las muchas expresiones y manifestaciones de la sexualidad, como el sexo oral, por ejemplo”, solté para intentar aliviar, en parte, su sufrimiento.” 

No hay que olvidar que esto surge en medio de la promoción de “365 Nights. A memoir of Intimacy de Charla Muller “, escrito por Charla Muller, una devota cristiana norteamericana que “estaba leyendo la epístola a los Gálatas (5, 22-23) en su grupo de estudios bíblicos, decidió lo que iba a regalarle a su marido por su 40 cumpleaños: 365 días consecutivos de sexo.”

 

IMAGENES

https://www.flickr.com/photos/philippeleroyer/2624615182

https://www.flickr.com/photos/tedconference/13433233835

https://www.flickr.com/photos/solbronumberone/5850190832

https://www.flickr.com/photos/cocreatr/2259888035

https://www.flickr.com/photos/please/131241785

No comments yet

Leave a reply

Message:

logo_lateral
 

Archive